AVISO:

Esta es nuestra web antigua.
La hemos dejado aquí para que todo el mundo pueda consultar
los artículos escritos antes de Noviembre de 2014 que todavía
no hemos copiado a su ubicación definitiva.

Para ver todos los artículos escritos desde Diciembre de 2014 en adelante,
por favor visita nuestra nueva página web.

El gobierno de Netanyahu continúa la política de limpieza étnica

abril 17, 2010 por  
Publicado en: Noticias

70 mil palestinos, a partir del día 14 del presente mes, están amenazados de ser desterrados fuera de Cisjordania.

  • Llamamos a la Autoridad Nacional Palestina a dirigirse al Consejo de Seguridad y a la Organización de Naciones Unidas para que decreten una solución que impida la limpieza étnica y el destierro de los palestinos.
  • Los países árabes están convocados para que se realice una reunión de la ONU con el objetivo de detener esta nueva tragedia y para sancionar a “Israel”, en virtud del artículo 7 de la Carta de este organismo internacional.

El Vocero Oficial del Frente Democrático para la Liberación de Palestina declaró lo siguiente:

Hoy, 14 de abril de 2010, el gobierno ultraderecha de Netanyahu-Lieberman comienza a ejecutar la política de limpieza étnica en Cisjordania.

70 mil palestinos están amenazados de ser expulsados fuera de Cisjordania. Esta es una expatriación de la tierra de nuestros ancestros y una política que se contradice con el derecho internacional y con la Cuarta Convención de Ginebra, que inhibe al ocupante cualquier cambio geográfico a través del colonialismo, demográfico con el destierro, la limpia étnica y la emigración forzosa.

La Autoridad Nacional Palestina está llamada a dirigirse, urgentemente, al Consejo de Seguridad y a Naciones Unidas para que estos organismos aprueben una resolución, que obligue al agresor Gobierno sionista a detener la expulsión de los palestinos de su tierra, y para que se impongan sanciones contra el estado colonialista, en virtud del artículo 7 de la Carta de Naciones Unidas.

Los países árabes están convocados a realizar una reunión extraordinaria de la ONU, bajo el lema: unidad por paz, con el fin de detener la nueva tragedia-Nakba, y para imponer sanciones a Israel.

Oficina Central de Información del Frente Democrático para la Liberación de Palestina

14 de abril del 2010

Una orden militar permitirá deportar a todo palestino de Cisjordania

abril 13, 2010 por  
Publicado en: Noticias

Una nueva orden militar israelí, que entrará mañana en vigor, permitirá la detención o la deportación de cualquier palestino residente en el territorio ocupado de Cisjordania si carece de un permiso de las autoridades sionistas. La medida ha sido calificada como «el peor paso de la política racista» que practica Israel por parte palestina, que apela a la comunidad internacional para que proteja los derechos de los palestinos.

GARA | TEL AVIV

Una nueva ordenanza militar que va a emitir Israel con el pretexto de impedir la infiltración de personas que puedan «dañar la seguridad nacional», y que entrará en vigor mañana, permitirá en la práctica la detención o deportación de decenas de miles de palestinos que viven en el territorio ocupado de Cisjordania.

La orden se dirige especialmente a los palestinos que no tengan un permiso de residencia emitido por las autoridades sionistas -aunque según varias ONG no define qué considera Israel como permiso válido- y, sobre todo, a quienes posean una tarjeta de identidad con una dirección de la Franja de Gaza, gobernada por Hamas, o que hayan nacido en ese territorio, así como a sus descendientes. También podrían verse afectadas aquellas mujeres de palestinos que hayan nacido en el extranjero. Se espera que uno de los grupos que resultará más afectado por la nueva medida es el de los palestinos que se trasladaron a Cisjordania en virtud de la reunificación familiar, en el año 2007.

Según la nueva orden, «una persona que está presente en la zona y no tiene un permiso legal» es un infiltrado que ha entrado en Cisjordania de forma irregular. Así, cuando mañana entre en vigor, decenas de miles de palestinos se convertirán automáticamente en potenciales delincuentes que pueden ser condenados a entre tres y siete años de cárcel y a 7.500 shekels (1.500 euros) de multa o deportados fuera de ese territorio.

Hasta el presente, los tribunales civiles israelíes impedían, en general, la expulsión de Cisjordania de ese tipo de personas, pero el nuevo decreto militar colocará bajo la única jurisdicción de los tribunales militares y las personas afectadas serán juzgadas como «infiltradas» y se enfrentarán a su expulsión hacia el país o la región de la que proceden «ilegalmente».

Consultado al respecto por AFP, un portavoz del Ejército israelí confirmó la publicación de la orden «destinada a impedir las infiltraciones». «El ejército se dispone a aplicar esta orden, que no concernirá a los israelíes, sino a quienes residen ilegalmente» en Cisjordania, agregó.

«Medida racista»

El jefe negociador de la Autoridad Palestina, Saeb Erekat, condenó la medida en un comunicado en el que afirmó que «estas ordenes militares pertenecen a un estado de apartheid» y suponen «un ataque a los palestinos y una afrenta a los principios más fundamentales de los derechos humanos».

Para Erekat, las órdenes «convierten a los palestinos en criminales en su propias casas y menoscaban los esfuerzos pales- tinos para gestionar sus asuntos internos», además de abrir la puerta a Israel para expulsar a cónyuges de palestinos que sean extranjeros, trabajadores extranjeros, israelíes y a aquellos que participen en manifestaciones por los derechos palestinos y contra la ocupación.

El dirigente palestino hizo un llamamiento a la comunidad internacional para que «intervenga y proteja los derechos de los palestinos».

En declaraciones a Efe, Nabil Sha’ath, miembro del comité de la ANP encargado de las negociaciones con el Estado judío, calificó la orden del «peor paso de la política racista que practica Israel» desde la ocupación de los territorios palestinos en la Guerra de los Seis Días de 1967.

Sha’ath anunció que la Autoridad Nacional Palestina (ANP) va a desplegar «una campaña ante la comunidad de naciones» para tratar de frenar en los foros internacionales esta medida, revelada ayer por medios de comunicación y organizaciones huma- nitarias israelíes.

marzo 28, 2010 por  
Publicado en: Artículos

Ha sido revelador seguir en los últimos días la cobertura internacional de los medios de comunicación y la actitud de determinados dirigentes políticos e intelectuales. Para aquéllos que quieran conocer el carácter y a qué intereses sirven algunos actores de la vida política y cultural, vale la pena prestar atención a las noticias reciente sobre Cuba e Israel.

La semana pasada, en función de las declaraciones de presidente Lula defendiendo la autodeterminación de la justicia cubana, se organizó una amplia campaña de denuncias contra una supuesta falta de respeto a los derechos humanos en la isla caribeña. Pero no hubo, en los medios más importantes, ni una sola noticia o discurso significativo sobre cómo Israel, nuevo destino del presidente brasileño, trata a sus presos, a sus minorías nacionales y a sus vecinos.

Vayamos a los hechos. En el caso cubano, Orlando Zapata, un supuesto “disidente” en huelga de hambre por mejores condiciones carcelarias, detenido y condenado por delitos comunes, fue atendido en un hospital público por orden del gobierno pero no resistió y falleció. Nadie ha formulado acusaciones de tortura o ejecución extra legal. A lo sumo hubo insinuaciones de opositores sobre un retardo en la atención médica, aunque es posible imaginar el escándalo que se habría armado en el caso de que el prisionero hubiese sido alimentado por la fuerza.

Aún no teniendo la menor evidencia de que la muerte del disidente, lamentada por el propio presidente Raúl Castro, hubiera sido provocada por el Estado, los principales medios y agencias de noticias se lanzaron contra Cuba con el puñal entre los dientes. Y después continuaron el Parlamento Europeo y el gobierno estadounidense amenazando al país con nuevas sanciones económicas.

La industria del martirio

Otro opositor, Guillermo Fariñas, en cuya biografía se combinan muchos actos delictivos y alguna militancia anticomunista, aprovechó el momento de conmoción para declararse también en ayuno, apareciendo demacrado en fotografías que dieron vuelta al mundo, protestando contra la situación en los presidios cubanos y exigiendo la libertad de los presos políticos. Así, rápidamente, se convirtió en el mascarón de proa de una industria del martirio que con mucha frecuencia ponen en marcha los enemigos de la revolución cubana.

El gobierno le ofreció un permiso para emigrar a España para recuperarse allí, pero Fariñas, que no está preso y hace su huelga de hambre en su casa, rechazó la oferta. Sus apoyos políticos, conscientes de que la Constitución cubana determina la absoluta libertad individual para someterse o no a un tratamiento médico, lo incitaron a intensificar su sacrificio, ya que no le atenderán por la fuerza hasta que su colapso convierta en imperativa su hospitalización. Porque, ¿de que le sirve Fariñas vivo a la oposición?

El presidente Lula hizo público, en su estilo, su rechazo al chantaje contra el gobierno cubano. Quizás su actitud habría sido diferente, aunque de manera discreta, si hubiera tenido la evidencia de que la situación de Zapata o de Fariñas habían sido el resultado de actitudes inhumanas o arbitrarias de las autoridades.

Para ir al fondo del asunto, compárese la actitud de los disidentes con una hipotética revuelta de delincuentes comunes brasileños. Después de todo no se puede considerar a nadie inocente o injustamente condenado porque así se autoproclame o porque se exponga como víctima por medio de gestos dramáticos.

El silencio de los medios

Sin pruebas categóricas de que un gobierno constitucional violó normas internacionales, es razonable que el presidente de otro país guíe sus actitudes basado en el principio de la autodeterminación de las naciones en el manejo de sus asuntos internos. El presidente brasileño actuó con la misma prudencia con respecto a Israel, país al que llegó el pasado día 14, a pesar de la abundante evidencia que compromete a los sionistas con la violación de derechos humanos.

Pero las palabras de Lula en relación con Cuba y su silencio sobre el gobierno israelí se trataron de manera notablemente diferente. En el primer caso, los apóstoles de la democracia occidental no han perdonado la negativa del presidente de Brasil a unirse a la ofensiva contra La Habana y a legitimar el uso de los derechos humanos contra un país soberano. En el segundo caso aceptaron respetuosamente el silencio presidencial.

A decir verdad, no sólo los articulistas y políticos de derecha tuvieron ese comportamiento hipócrita. Porque de la misma manera se comportaron algunos parlamentarios y blogueros considerados progresistas pero temerosos de enfrentarse al poderoso monopolio de los medios de comunicación y dispuestos a pagar el peaje de la demagogia para lograr un éxito personal, aun a costa de renunciar a cualquier reflexión crítica sobre los hechos en cuestión.

Un observador imparcial advertiría fácilmente que, al contrario de los sucesos de Cuba, en los que el resultado fatal fue consecuencia de las decisiones individuales de las propias víctimas, los que se refieren a Israel son consecuencias de una política deliberada de sus instituciones gubernamentales.

El sionismo y los derechos humanos

El Estado sionista es uno de los países con mayor número de presos políticos del mundo, con cerca de 11.000 prisioneros incluyendo a niños y, en su mayoría, sin que hayan tenido un juicio. Más de 800.000 palestinos han sido encarcelados desde 1948. Aproximadamente el 25% de los palestinos que permanecen en los territorios ocupados por el ejército israelí han estado en la cárcel en algún momento. Las detenciones han afectado asimismo a los dirigentes palestinos: 39 diputados y 9 ministros han sido secuestrados desde junio de 2006.

En ese país la tortura está legitimada por una sentencia de la Corte Suprema que autorizó el uso de “técnicas dolorosas para el interrogatorio de prisioneros bajo custodia del gobierno”. Nada de esto ni siquiera se ha insinuado contra Cuba, tampoco por parte de organizaciones que no tienen la más mínima simpatía por su régimen político.

Pero las violaciones de los derechos humanos en Israel no se limitan al tema carcelario, que sólo es una parte de la política de agresión contra el pueblo palestino. La resolución 181 de las Naciones Unidas, que creó el Estado de Israel en 1947, disponía que la nueva nación tendría un 56% de los territorios coloniales británicos sobre la ribera occidental del río Jordán, mientras que el restante 44% se destinaría a la construcción de un Estado del pueblo palestino, que antes de esa resolución ocupaba el 98% del área objeto de esa partición. El régimen sionista, violador reiterado de las leyes y acuerdos internacionales, controla hoy más del 78% del antiguo Mandato Británico si se excluye la parte ocupada por Jordania.

Más de 750.000 palestinos fueron expulsados de su país desde entonces. Israel demolió más de 20.000 casas de ciudadanos no judíos entre 1967 y 2009. Además Israel está construyendo, desde 2004, un muro de 700 Km. de longitud que aislará a 160.000 familias palestinas y controla más del 85% de los recursos hídricos de las áreas que corresponden a la actual Autoridad Palestina.

Por lo menos 600 puestos de control fueron instalados por el ejército israelí dentro de las ciudades palestinas. Las leyes aprobadas por el parlamento sionista impiden la reunificación de las familias que viven en diferentes municipios, además de incentivar los asentamientos judíos más allá de las fronteras internacionalmente reconocidas.

Doble moral

Ésas son algunas de las características que definen el sistema sionista de apartheid, en el que los derechos soberanos del pueblo palestino están limitados a verdaderos bantustanes, como en la antigua y racista Sudáfrica. El resultado de este panorama es una escalada represiva cada vez más brutal promovida como política de Estado.

Sin embargo los principales medios de comunicación guardan silencio ante estos hechos. También permanecen mudos los líderes políticos conservadores. Y tampoco se oye nada de algunas personas, presumiblemente progresistas, siempre dispuestas a apuntar con el dedo acusador a la revolución cubana.

Quizás porque los derechos humanos sólo provocan indignación a esta gente hipócrita cuando la supuesta violación de esos derechos humanos se vuelve contra las voces de la civilización judeocristiana, de la democracia liberal, del libre mercado y del anticomunismo. No le faltó razón al presidente Lula cuando reaccionó enérgicamente contra el cinismo de los ataques al gobierno de La Habana.

Breno Altman es periodista y director editorial del Sitio Web Opera Mundi (www.operamundi.com.br)

Amenaza de muerte a las madres colombianas

enero 29, 2010 por  
Publicado en: Noticias

Acoso anónimo a las que denuncian la desaparición de sus hijos

Algunos de los cadáveres sin identificar hallados en la enorme fosa común de la región de Meta. – COLPRENSA
ANTONIO ALBIÑANA – 27/01/2010 02:30

Las Madres de Soacha y el propio defensor del pueblo de esa localidad periférica de Bogotá, que se han coordinado para poner en evidencia los crímenes del ejército colombiano conocidos como “falsos positivos”, denunciaron ayer una campaña de terror contra las que buscan a sus hijos desaparecidos.

Muchas sufren amenazas de muerte a través de llamadas telefónicas y panfletos introducidos en los buzones sus domicilios, exigiéndoles que abandonen su reclamación de que se aclaren las muertes de sus hijos.

En la región de Meta hay una fosa que podría contener 2.000 cadáveres

Unos 30 jóvenes en paro de la localidad de Soacha fueron engañados por intermediarios del ejército para trabajar en fincas de la remota región de Santander. Sus cuerpos fueron enterrados en fosas comunes después de ser mostrados por los militares como guerrilleros “muertos en combate”, con la esperanza de que la lejanía de su localidad de origen y su rápido enterramiento como “NN” (No Nominados, es decir, no identificados) dejaría el crimen impune.

A través de ciertos indicios y por sus propios medios, algunos familiares se desplazaron hasta la región de Santander y lograron identificar a sus seres queridos en una fosa común.

El hallazgo de esa fosa y, sobre todo, la que está descubriéndose en La Macarena (región de Meta), donde se calcula que podría haber hasta 2.000 “NN”, ha reavivado en Colombia el escándalo por la desaparición de víctimas del conflicto, la mayor parte asesinadas por el ejército y los paramilitares, enterradas en centenares de fosas clandestinas diseminados por todo el país, como ha reconocido el propio General Óscar Naranjo, jefe de la Policía y una de las figuras aperturistas del Gobierno de Álvaro Uribe.

Los casos de enterramientos clandestinos afloran día a día

Práctica “sistemática”

Organizaciones de derechos humanos colombianas e internacionales y el relator de la ONU sobre ejecuciones extrajudiciales, Philip Alston, han denunciado el fenómeno. Alston señaló en su informe que “el problema de los falsos positivos asesinatos de civiles para fingir que se abaten guerrilleros es una práctica sistemática en el ejército”.

Los casos de enterramientos clandestinos afloran día a día. Iván Cepeda, portavoz de las Víctimas de Crímenes de Estado, ha denunciado la existencia de los restos de por lo menos 1.500 personas en distintas fosas de municipios como Puerto Santander y Ocaña, víctimas de 42 masacres perpetradas hasta 2004 por paramilitares apoyados por el ejército.

El ejército dio una fiesta para 46 militares que fueron investigados

Mientras, los 46 militares presuntos culpables de los asesinatos, que descansan en sus guarniciones, tras ser puestos en libertad sin juicio debido a que prescribió el plazo para mantenerlos detenidos sin juzgarlos, fueron objeto durante el fin de semana de un homenaje “cívico-militar” que incluyó “orientación psicológica, payasos y almuerzo con lechona”, informó ayer el diario El Tiempo. La fiesta fue preparada por el Departamento de Derechos Humanos de las Fuerzas Armadas.

Los nazisionistas de Israel han penetrado en Gaza, A SANGRE Y FUEGO

enero 12, 2009 por  
Publicado en: Comunicados, Internacional

¡ASESINOS!
Este domingo dia 4, a las 20.00h concentración enla Puerta del Sol de Madrid.
Son innumerables las víctimas. Los soldados Israelíes disparan contra todos y contra todo.
EE.UU.una vez más, con el maldito Bush a la cabeza, se ha opuesto a que la ONU declarara un alto el fuego. Son tan asesinos como el gobierno de Israel,el cual sin el apoyo total e incondicionalmente activo yanqui, no podria cometer semejante tropelía.
Asesinos los gobiernosde Israel y de EE.UU. y,por omisión , también asesinos los gobiernos llamados democráticos, que no reaccionan con medidas  prácitca y se limitan a palabrarería que suena falsa. Denunciamos la venta de armas a Israelpor parte del Gobierno de Espoañ,y Exigimos la ruptura de relaciones con el gobierno nazitalmudista.
Callar, silenciar el genocidio que se está cometriendo, es hacerse cómplice de esta cruel acción que recuerda la práctica hitleriana. Israel ha superado el gheto de Varsovia.
¡Nazisionistas asesinos, fuera de Palestina! Ruptura de relaciones con Israel!
¡Viva la resistencia palestina!
¡Solidaridad activa e inmediata!

¡ASESINOS!    Este domingo dia 4, a las 20.00h concentración enla Puerta del Sol de Madrid.Son innumerables las víctimas. Los soldados Israelíes disparan contra todos y contra todo.    EE.UU.una vez más, con el maldito Bush a la cabeza, se ha opuesto a que la ONU declarara un alto el fuego. Son tan asesinos como el gobierno de Israel,el cual sin el apoyo total e incondicionalmente activo yanqui, no podria cometer semejante tropelía. Asesinos los gobiernosde Israel y de EE.UU. y,por omisión , también asesinos los gobiernos llamados democráticos, que no reaccionan con medidas  prácitca y se limitan a palabrarería que suena falsa. Denunciamos la venta de armas a Israelpor parte del Gobierno de Espoañ,y Exigimos la ruptura de relaciones con el gobierno nazitalmudista.Callar, silenciar el genocidio que se está cometriendo, es hacerse cómplice de esta cruel acción que recuerda la práctica hitleriana. Israel ha superado el gheto de Varsovia. ¡Nazisionistas asesinos, fuera de Palestina! Ruptura de relaciones con Israel!¡Viva la resistencia palestina!¡Solidaridad activa e inmediata!