AVISO:

Esta es nuestra web antigua.
La hemos dejado aquí para que todo el mundo pueda consultar
los artículos escritos antes de Noviembre de 2014 que todavía
no hemos copiado a su ubicación definitiva.

Para ver todos los artículos escritos desde Diciembre de 2014 en adelante,
por favor visita nuestra nueva página web.

Manifestaciones del 1º de Mayo

mayo 3, 2014 por  
Publicado en: Movimiento Obrero, Noticias

Andalucía

Huelva1MEn Huelva, nuestros camaradas se incorporaron al bloque de Republicanos, con una amplia presencia juvenil.

 

 

 

 

Asturias

Este año la manifestación del Primero de Mayo, organizada por Comisiones Obreras y la UGT, se celebró en Mieres, con cerca de 30.000 asistentes. El tiempo acompañó y nuestros camaradas repartieron la hoja del Partido, que los manifestantes, al leer sobre la «unidad de la izquierda», nos solicitaban.

Madrid

Murcia

MurciaEn la Región de Murcia, participamos en la convocatoria del 1º de Mayo junto a los compañeros de Republicanos en Murcia y Cartagena, para defender nuevamente la idea de la unidad de las clases populares en un Frente Popular que luche por acabar de raíz con el régimen del 78. En esta ocasión, RPS Murcia ha participado en el bloque organizado por Marcha de Mareas, promoviendo la unidad de todos los que luchan contra los recortes de derechos, servicios públicos y libertades en todos los sectores para dar cuerpo a ese Frente Popular. De nuevo, la presencia destacada de numerosas banderas republicanas mostró el descontento general del pueblo ante un régimen agotado, caduco e ilegítimo.

En la capital regional se dieron cita unas 7.000 personas, mientras que en Cartagena salieron a la calle en torno a dos millares de vecinos.

Vídeos: https://www.facebook.com/photo.php?v=10201972150887207&set=vb.1288258636&type=2&theater

País Valenciano

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEn Valencia, una multitudinaria manifestación ha recorrido las calles, con miles de ciudadanos que coreaban lemas en contra de las políticas de recortes, del paro y de los desahucios y en pro de la lucha, la unidad y la República.

Hemos estado junto a Republicanos para llamar a los trabajadores a organizarse en torno a sindicatos, asociaciones y experiencias de unidad popular, como las Marchas de la Dignidad 22-M, y a que exijan a las direcciones sociales, sindicales y, sobre todo, de las organizaciones de izquierda dar pasos a favor de una amplia unidad tanto para la lucha como de cara a las próximas elecciones municipales y generales.

En Alicante y Elche, los comunistas del PCE (m-l) hemos engrosado también los respectivos bloques republicanos, coreando consignas por la República, la Unidad Popular y la solidaridad de clase frente a la oligarquía. En el mismo sentido han ido dirigidas las explicaciones que hemos ido introduciendo durante el recorrido, en medio de un ambiente de firmeza, combatividad y camaradería.

¡Viva el 1º de mayo!

¡Viva la clase obrera!

¡Viva la República!

 

 

ECUADOR: Manifiesto del 1 de Mayo

mayo 2, 2014 por  
Publicado en: Internacional, Prensa de la CIPOML

pcmle-chimborazoPor PCMLE |

¡Solo la lucha de los pueblos romperá las cadenas de la dominación y explotación capitalista!

Trabajadores

Trabajadoras

El recuerdo de la gesta heroica de los mártires de Chicago, que hace 128 años dieron su vida para conquistar la jornada laboral de 8 horas diarias, una vez más nos invita a marchar juntos este 1 de mayo para hacer conocer al mundo que los trabajadores y los pueblos del Ecuador tenemos derechos pendientes por alcanzar y, sobre todo, un mundo nuevo por conquistar.

Es que en nuestro país los verdaderos cambios económicos, políticos y sociales aún están por venir, o más bien dicho, ¡los debemos implantar con una auténtica revolución!

Esa caricatura que lleva por nombre “revolución ciudadana”, cada día que pasa se desenmascara más como un proyecto político de una facción burguesa que afianza un capitalismo modernizante para aprovechar al máximo los beneficios que esta sociedad otorga únicamente a las clases dominantes y al capital extranjero.

Más allá de la asfixiante propaganda gubernamental que intenta mostrar la ficción de un Ecuador que avanza y progresa para bien de los más necesitados, y que ahora pomposamente se lo presenta como “el milagro ecuatoriano”, hay poco por rescatar y mucho de rechazar.

¿De qué milagro habla el correísmo si, a pesar de haber tenido años de bonanza económica por los altos precios del petróleo en el mercado internacional y por la cadena de impuestos que castigan a los trabajadores y los pueblos, se ha hipotecado al país al capital extranjero con préstamos que nos recuerdan las épocas de los entreguistas gobiernos neoliberales?

Más de 14 mil millones de dólares de deuda externa pesan sobre el Ecuador de hoy, pero la avidez de recursos económicos le ha llevado al Gobierno a retomar el endeudamiento externo con el Banco Mundial, del que en octubre de 2007 dijo que “mientras más lejos estemos de él, mejor nos irá”. No contento con los mil millones de crédito que ese organismo internacional le ha dado, pide a gritos que le suban a cinco mil millones. ¿Dónde quedó el supuesto patriotismo, la dignidad y actitud soberana de la revolución ciudadana?

El retorno a los brazos del FMI y del BM lo intenta justificar bajo el supuesto que, ahora, ese organismo no ha impuesto condiciones. No le hacía falta, pues, de antemano el gobierno anunció políticas de ajuste: la eliminación del subsidio al gas y, en consecuencia, la elevación de su precio, lo cual rechazamos.
¿Impedir que 200 mil jóvenes ingresen a las universidades, enviar a la desocupación a miles de trabajadores y empleados públicos, reprimir a quien protesta y tener en prisión y/o con juicios penales por terrorismo a dos centenas de ecuatorianos, malgastar millones de dólares en propaganda y aprovecharse otros tantos por parte de funcionarios gubernamentales y mantenerlos en la impunidad es parte de ese milagro?

El Ecuador en el que vivimos, trabajamos y luchamos día a día es muy distinto al país de fantasía que el gobierno nos muestra en su propaganda. Por eso el descontento social crece y cada vez son más los que se alejan de la demagogia gubernamental, ejemplo de ello nos muestran los resultados de las elecciones del pasado 23 de febrero, en las que Rafael Correa, el Gobierno y Alianza País sufrieron una dura derrota y no pudieron cumplir con su propósito de eliminar del registro electoral a organizaciones de izquierda como el MPD y Pachakutik.

El correísmo es consciente de la pérdida de apoyo, por ello no quiere dar paso a la exigencia de consulta popular para definir si se explota o no el petróleo en el Yasuní-ITT. El Gobierno y el CNE intentan burlarse de la voluntad de más de 750 mil ecuatorianos y ecuatorianas que firmaron por la consulta. No debemos permitir esta burla. ¡Que se escuche la voz del pueblo y se respete su voluntad!

Trabajadores, Trabajadoras

Nada de lo poco que esta sociedad capitalista nos brinda ha venido por voluntad de quienes viven de la explotación de nuestro trabajo; por el contrario, lo hemos obtenido con enorme esfuerzo, en combates callejeros que en no pocas ocasiones ha cegado vidas de luchadores populares. Con esa referencia debemos continuar nuestra lucha para defender derechos que se los quiere conculcar y obtener reivindicaciones indispensables, inaplazables.

Nuestras mejores armas para ello son la unidad, la organización, la acción. Nuestro Partido saluda los esfuerzos de las organizaciones sociales por profundizar su trabajo conjunto y reconoce como indispensable mantener la unidad de las centrales sindicales en el FUT; llama a fortalecer las organizaciones como la UGTE, UCAE, FESE, FEUE, CONAIE, UNE, FEUNASSC, el Frente Popular, etc. y a desarrollar la acción conjunta de los partidos y movimientos de izquierda en la Unidad Plurinacional de las Izquierdas. El gobierno hace enormes esfuerzos por controlar y/o destruir la organización popular independiente: ¡no debemos permitirlo!

El 1 de mayo es una fecha de conmemoración mundial, en la que los trabajadores y los pueblos del mundo expresan su rechazo al dominio y la explotación del capital y auguran su emancipación. Junto a ellos, nuestro Partido levanta sus banderas internacionalistas para reafirmar el compromiso de trabajar por llevar a la victoria la revolución social en nuestro país, como contribución para el triunfo de la revolución proletaria mundial.

Particularmente, este 1 de mayo, el Partido Comunista Marxista Leninista del Ecuador lo conmemora en el marco de dos celebraciones trascedentes que se cumplen en este año: los 50 años de fundación de nuestro partido y los 20 años de constitución de la Conferencia Internacional de Partidos y Organizaciones Marxista Leninistas (CIPOML) que coinciden el 1 de agosto. Motivos estos para redoblar esfuerzos para hacer realidad el triunfo de la revolución y el socialismo.

¡Viva la lucha de la clase obrera y los pueblos del Ecuador!
¡Viva la lucha los trabajadores de todo el mundo!
¡Solo la lucha de los pueblos romperá las cadenas de la dominación y explotación!

Lunes 21 de abril de 2014

Comité Central
Partido Comunista Marxista Leninista del Ecuador

VENEZUELA: Primero de mayo, día de combate

mayo 2, 2014 por  
Publicado en: Internacional, Prensa de la CIPOML

1 de MAYO 2PCMLVEditorial de Acero Revolucionario n° 27, mayo de 2014 |

La clase obrera venezolana, como expresión de una clase con existencia local y universal, se hace presente en las calles este primero de mayo para que todas y todos recuerden nuestra historia de combate, que forma parte de la decisión inquebrantable de liberarnos de cualquier forma de opresión, y ratifica nuestra firme decisión de hacerlo mediante el único camino posible: La lucha.

Conocedores de nuestro papel de vanguardia de las clases trabajadoras, opuestos de forma radical a los explotadores y en especial a la burguesía, nos atrevemos a decir que nosotros sí albergamos odio, odio de clase contra quienes por siglos han asesinado, torturado, reprimido, encarcelado, perseguido y explotado; contra quienes esclavizaron a nuestros antepasados más lejanos, violaron y oprimen a las mujeres, sometieron a la servidumbre a nuestros abuelos y han sometido por la fuerza de la represión a nuestros padres, y a nosotros mismos, quienes prometemos usar todas las formas de lucha para que no lo sigan haciendo en el futuro.

Para cumplir el histórico compromiso de romper de manera definitiva con la explotación, en especial con el capitalismo, contamos con nuestra capacidad revolucionaria, con la voluntad firme, con la unidad de todos los explotados y oprimidas, además de algo muy importante: la conciencia. 

El desarrollo de la conciencia de clase, ha llevado al proletariado a la construcción de estructuras organizativas propias e independientes de los burgueses, a sumar fuerzas y conocimientos para unificar las experiencias de la clase obrera y demás sectores explotados en el más alto nivel organizativo conocido: El Partido Marxista Leninista, instrumento para la lucha y el triunfo, órgano de vanguardia de la clase obrera, los campesinos y en general de los explotados.

En los estatutos, aprobados en nuestro III Congreso, decimos citando al camarada Stalin: “el Partido es una organización de dirigentes conscientes y no un conglomerado amorfo de individuos; los cuales instruyen los principios del socialismo científico en el seno del proletariado, del campesinado pobre y demás sectores progresistas para ganarlos a la idea de la revolución y la dictadura del proletariado.”

Este concepto de partido; verdadero partido comunista marxista leninista, difiere profundamente de las concepciones burguesas y pequeñoburguesas, que buscan engañar a la clase obrera para utilizarla en sus maniobras reformistas, por eso, avanzamos a nivel nacional e internacional, habiendo celebrado nuestro III congreso y listos para conmemorar 20 años de la Conferencia Internacional de Partidos y Organizaciones Marxista Leninistas (CIPOML) que se ha depurado al expulsar de su seno en el 2005 a Bandera Roja, organización que perdió el rumbo para ponerse a disposición del imperialismo.

El PCMLV conmemora abrazado a la clase obrera y los campesinos de Venezuela este primero de mayo, conscientes de que atravesamos un momento de definiciones dentro del nuevo período del proceso revolucionario venezolano, profundizado por el fallecimiento de Chávez , los impactos de la crisis económica y de algunas medidas que expresan grandes contradicciones entre las expectativas de un pueblo, que quiere profundizar el proceso rumbo al socialismo, someter a los burgueses explotadores, castigar a los corruptos y mejorar las condiciones de vida de las mayorías oprimidas por la vía de la revolución, en contraposición a quienes quieren negociar un nuevo acuerdo de “gobernabilidad” con la burguesía para garantizar sus privilegios particulares.

En este período le ha tocado a Nicolás Maduro, un trabajador de base popular y de izquierdas, ahora como presidente de la República, lidiar con una serie de situaciones objetivas y subjetivas complejas; con un gobierno que aún no logra superar los efectos del fallecimiento del comandante, por lo que alberga en su seno contradicciones sobre el camino a seguir, pero que aún cuenta con el respaldo mayoritario del pueblo, que en general aspira transitar el camino de la liberación nacional y el socialismo.

Desde las bases revolucionarias de nuestro pueblo se percibe que existe una contradicción entre quienes proponen un acuerdo con la burguesía para apropiarse de contratos y dólares, contra los revolucionarios que aspiramos resolver los problemas de nuestro pueblo por la vía revolucionaria, es decir, sometiendo a los opresores, explotadores y especuladores, destruyendo las bases materiales e ideológicas del capitalismo. Por eso, camarada Maduro, cuente con nuestro respaldo y el del pueblo revolucionario para profundizar este proceso democrático hacia el socialismo, lo mismo que con nuestra crítica frontal si se desvía de ese camino. 

La clase obrera, a pesar de las contradicciones naturales está más fuerte que nunca y se consolida en Venezuela desde el punto de vista numérico y de la conciencia de nuestro papel, lo mismo ocurre con el campesinado, los militares revolucionarios, la intelectualidad avanzada y en general el pueblo, que acerados en estos años de lucha, estamos en plena disposición para combatir a nuestros enemigos internos y externos conscientes de que, como dice nuestra consigna estratégica: ¡El socialismo sólo se construye con la alianza obrero-campesina en el poder y el pueblo en armas!

¡VIVA EL 1° DE MAYO!

¡VIVA LA CLASE OBRERA!

1º de Mayo: Unidad de la izquierda para romper con el régimen

abril 20, 2014 por  
Publicado en: Comunicados

20140501 Cartel 1MayopEl 1º de Mayo es un día de fiesta en el que la clase obrera expresa la conexión internacional de su lucha por la emancipación. Es también una jornada en la que debemos recapitular sobre los objetivos y necesidades políticas de nuestra clase, más aún cuando hacemos frente, desde hace años, a una ofensiva brutal del capital imperialista que amenaza nuestras conquistas y nos arrastra hacia la barbarie de la explotación en sus formas más cruentas.

En todo el mundo crecen las señales de peligro: las potencias imperialistas se enredan, y nos enredan, en continuos conflictos; las declaraciones belicistas se generalizan; azuzan a las fuerzas fascistas, que extienden su mensaje xenófobo, militarista y reaccionario. El capital imperialista habla de democracia, libertad y paz, al tiempo que niega derechos, recorta conquistas sociales y se prepara para la guerra.

En nuestro país, llevamos meses de constante y generalizada movilización que ha conseguido, es cierto, acercar a la lucha a los más amplios sectores populares y limitar alguno de los recortes más duros; pero no recuperar la iniciativa, que sigue en manos de la derecha envalentonada. Hace tiempo que empezamos un periodo político trascendental, en el que el régimen monárquico que nos impuso el franquismo, y que aceptó la izquierda institucional, se descompone a ojos vista, igual que las fuerzas políticas que lo han sustentado. Un periodo en el que es posible sentar las bases de un nuevo marco verdaderamente democrático y de progreso que dé perspectivas de victoria a la movilización social.

Sin embargo, tras dos años de un gobierno Rajoy que, presionado por la movilización popular, actúa cada vez más con formas tiránicas que bordean el fascismo, los dirigentes de los dos grandes sindicatos, Toxo y Méndez, se acaban de comprometer nuevamente, de forma irresponsable, en garantizar la paz social. Y lo han hecho cuatro días antes del 22M, en el que cientos de miles de trabajadores expresaron su disposición a la lucha, en una de las mayores manifestaciones de dignidad y rebeldía.

Por otra parte, cuando más rotundo es el clamor por la unidad y por la ruptura, la izquierda se presenta a la próxima cita electoral más dividida y dispersa. Unos, manteniendo los mismos dirigentes oportunistas que la han enlodado hasta ahora en la política de consenso y compromiso con el sistema; otros, poniendo en cuestión la necesidad prioritaria de luchar organizadamente y con claros objetivos de clase, y negando el carácter político de la lucha social.

En la Guerra entablada entre el proletariado y el capital imperialista no cabe esperar treguas. Por separado somos débiles. Necesitamos aunar con otros sectores nuestro esfuerzo en la defensa de las conquistas sociales y democráticas, frente al enemigo común: la minoría oligárquica que controla los resortes políticos, las instituciones y el régimen que le da cobertura. Pero la unidad no es “neutra”; debe darse para recuperar los objetivos políticos y de emancipación a los que renunció una parte de los dirigentes de izquierda, que se empeñan en mantener el control de las organizaciones.

De igual forma, no basta con defender un programa de medidas concretas, cuya aplicación sabemos que solo es posible si encaramos el problema desde su raíz: la ausencia de un verdadero marco democrático. Lucha sindical y política, reivindicación social y democrática, van indisolublemente juntas.

Los meses venideros van a ser trascendentales para los trabajadores. Es posible y necesario avanzar hacia la unidad de la izquierda por la ruptura; pero, si no se hace esto, también es posible que el ejemplo de movilización de estos años termine traduciéndose en frustración y reforzando, por lo tanto, a la derecha envalentonada.

No debemos desperdiciar más posibilidades, y para ello debemos abrir una lucha sin concesiones por la unidad y contra los dirigentes y las corrientes que se oponen a ella o pretenden limitarla. Esta es la principal conclusión que se plantea ante nuestra clase este Primero de Mayo.

¡¡¡POR LA UNIDAD DE LA IZQUIERDA!!!

¡¡¡POR LA REPÚBLICA POPULAR Y FEDERATIVA!!!

¡¡¡POR EL SOCIALISMO!!!

¡¡¡VIVA LA LUCHA DE LA CLASE OBRERA!!!

Acción Proletaria en este 1° de Mayo

mayo 15, 2010 por  
Publicado en: Galerías de Imágenes